Nuevos tramos del IRPF tras la reforma fiscal de julio

El Gobierno ha emprendido una serie de reformas fiscales que entrarán en vigor entre 2015 y 2016. A principios de 2015 se redujeron los tramos del IRPF tras la entrada en vigor de la reforma fiscal y el pasado mes de julio se produjo una nueva reducción de los tramos, bajándose además los tipos máximos y mínimos.

El Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas, conocido por sus siglas IRPF, es uno de los impuestos más importantes y a la vez más complejos. Este impuesto grava los rendimientos del trabajo y las actividades económicas, así como el capital mobiliario y las ganancias patrimoniales de las personas físicas.

El impuesto se divide a su vez en dos tramos, el estatal y el autonómico, siendo el tramo estatal el que se ha visto afectado por la última reforma del mes de julio.

Entre 2011 y 2014 el IRPF se había venido dividiendo en un total de siete tramos, que han pasado a ser cinco con la última reforma, habiéndose reducido también los tipos aplicables.

En un principio esta reforma fiscal no debería haberse aplicado hasta 2016, por lo que para su aplicación durante este año se ha establecido una tarifa general que tiene un carácter transitorio. El tipo máximo bajará desde el 47% al 45% en 2016, estableciéndose durante 2015 en un 46%, mientras que el tipo mínimo ha pasado de ser de un 20% a un 19,5% para lo que queda de año ,hasta situarse en un 19% en 2016. En términos de ahorro un contribuyen medio ahorrará una media de 12 euros mensuales en lo que queda de 2015.

Los tramos quedan ahora así según el Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas:

Base Imponible

enero-junio 2015

julio-diciembre 2015 2016
Hasta 12450€ 20% 19,5% 19%
12541 - 20200€ 25% 24,5% 24%
20201-34000€ 31% 30,5% 30%
34001-60000€ 39% 38% 37%
60000€ en adelante 47% 46% 45%

En el caso de los asalariados los cambios se verán reflejados a partir de la nómina de agosto con una reducción de las retenciones. En el caso concreto de los autónomos además de la nueva rebaja del IRPF estos experimentarán una reducción de sus retenciones al 15% desde el mes de julio, por lo que tendrán que pagar menos el próximo año.

Al margen de las rentas salariales, las rentas procedentes del ahorro también se han visto afectadas por los cambios en los tramos del IRPF. La tarifa transitoria se aplicará en el período de enero a diciembre de 2015 y será de 19,5% para rentas de hasta 6.000 euros, 21,5% para rentas de 6.001 a 50.000 euros y 23,5% para rentas de 50.001 en adelante.

Las retenciones de los autónomos también han experimentado cambios. Como se ha señalado anteriormente, el tipo de retención pasa de ser un 19% a un 15% para el todo el colectivo de autónomos y no sólo para los que tienen unos rendimientos íntegros inferiores a los 15.000 euros al año.

El tipo de retención que se aplica a los nuevos autónomos vuelve a ser de un 7% durante los primeros tres años de la actividad profesional en lugar del 9% que se venía aplicando en los últimos tiempos. La liquidez media que experimentarán los autónomos en los que queda de año será de unos 263 euros.


Escribir un comentario

Todos los comentarios son revisados antes de ser publicados. No publicaremos los comentarios spam ni con contenidos ofensivos, falsos o con datos personales. Al enviar un comentario, usted acepta nuestra Cláusula de protección de datos y políticas de privacidad


Código de seguridad
Refescar