Qué es la gamificación: usos

La gamificación (también llamada ludificación) busca aplicar los aspectos que hacen atractivos a los juegos y son extrapolables a otros campos que por su naturaleza son menos atractivos para el usuario, consumidor, trabajador, etc. Esos aspectos atrayentes tienen como objetivo aplicarse a las actividades, los productos y/o procesos internos haciendo que el resultado final sea más ameno y divertido.

Cuando hablamos de gamificar nos referimos al análisis de los juegos para descubrir qué es lo que les hace tan interesantes, para entonces buscar y detectar el mejor modo de aplicación en otros sectores, con el fin de convertir algo poco divertido en algo entretenido para llegar mejor al usuario, y obtener mejores resultados.

Creer que la gamificación es una técnica nueva que viene dada por el importante desarrollo de las nuevas tecnologías es un error. Desde hace años se lleva estudiando y aplicando esté método, aunque gracias a las nuevas tecnologías se ha desarrollado ampliamente, aportando mucho para la fidelización y motivación de los usuarios / clientes.

Ejemplos de gamificación se pueden encontrar en muchos sitios web, apps móviles, transportes públicos e importantes y reconocidas cadenas de restauración.

Para llevar a buen puerto cualquier  técnica de gamificación existen dos ramas que son importantes conocer: los diferentes tipos de jugadores (según Richard Bartle) que se encuentran en los juegos y los tipos de juegos más comunes según su dinámica.  

Tipos de jugadores

Según el autor de Designing Virtual Worlds podemos clasificar a los jugadores en 4 grandes bloques:

  • El ambicioso: Esencialmente su objetivo es ganar, ser el mejor. El modo idóneo para mantener fidelizado a este usuario es ofrecerle la posibilidad de subir rango, y mostrar claramente la clasificación.
  • El exitoso: Le gusta la aventura. Quiere avanzar, descubrir y superar objetivos. Su finalidad es sentirse realizado personalmente, sea el como individuo o en grupo. Aunque es parecido al “ambicioso”, su único objetivo no es ganar.
  • El sociable: El juego en si pasa a segundo plano, su motivación es relacionarse y compartir con otras personas. Los chats y las listas de amigos fácilmente identificables le retendrán.
  • El descubridor: Le gusta lo difícil. Quiere superarse.

Tipos de juegos

Según la dinámica aplicada se pueden mencionar los siguientes, sin perjuicio de otros existentes:

  • La recompensa: Premiar mediante puntos, insignias, reconocimientos en general.
  • El reconocimiento: Mostrar la progresión del usuario, por ejemplo si nos encontramos en un sector enfocado al deporte, el principiante puede ser denominado “benjamín”, siendo los más veteranos y activos llamados “absoluto”, entre medio los que procedan.
  • La competición: Fomentar la sana competición.
  • La cooperación: Dar la opción de que dos o más usuarios puedan unirse para conseguir un mismo fin.

Puede que nos encontremos ante una formula revolucionaria de conexión con nuestros clientes, usuarios o trabajadores. Dejar pasar las enormes oportunidades que ofrece este sistema de fidelización sería un gran error.

Escribir un comentario

Todos los comentarios son revisados antes de ser publicados. No publicaremos los comentarios spam ni con contenidos ofensivos, falsos o con datos personales. Al enviar un comentario, usted acepta nuestra Cláusula de protección de datos y políticas de privacidad

Código de seguridad
Refescar

Aviso legal - Política de cookies y configuración. Encontrará la información sobre Protección de datos en los diferentes formularios de la página donde se puedan solicitar datos personales