Tipos de Ecommerce

Existen muchos modelos de negocio posibles basados en el comercio electrónico. Te proponemos aquí analizar algunos de ellos fijándonos en quién compra, quién vende y cómo se realiza la operación.

Comprador individual y vendedor individual

Es un sistema de compra tradicional que se utiliza en el comercio electrónico. La diferencia y novedad en el negocio digital es que la información que utilizan los participantes es mayor que en la manera tradicional. Los precios son los mismos para todos los clientes.

Un ejemplo de negocio digital es el de “Zappos.com”, tienda online que trabaja en la venta de zapatos en gran medida, pero también de complementos y ropa. Esta empresa comenzó su andadura a finales de los años 90 y su facturación a finales del año 2000 ya superaba el millón de dólares.  La empresa fue comprada por Amazón manteniendo sus anteriores estrategias.  

El éxito de esta empresa reside en la gran variedad de productos que ofrece y en su política con el cliente, un ejemplo de esta política es que los envíos de productos son gratuitos, sin tener en cuenta el precio o la cantidad del producto, también la devolución del mismo si el cliente no está satisfecho.

La política de devolución es un factor importante porque una buena política de devolución hace que exista menos desconfianza por parte de los clientes.

Comprador individual y vendedores compitiendo

Es un sistema parecido a la subasta que se lleva a cabo online. El posible comprador solicita un servicio o producto en la web y los posibles vendedores  llevan a cabo sus ofertas. La transacción será aquella en la que el comprador y vendedor hayan realizado la oferta más interesante. Con este sistema el comprador puede contratar a vendedores a precios bastante asequibles de una manera muy fácil.

Un ejemplo de este sistema es el del marketplace de Imandi donde los compradores acuden para encontrarse con profesionales que tienen presupuestos fijados por los compradores.

Comprador individual y vendedores colaborando

En este sistema solo hay un comprador del  producto ofrecido por varios vendedores, los cuales realizan una parte del mismo en colaboración. Normalmente este sistema se utiliza para aquellos servicios o productos complejos, como grandes proyectos. El precio es un consenso entre los distintos agentes que participan.

Vendedor individual y compradores compitiendo

Este sistema sique las pautas de la subasta tradicional, en la que el vendedor ofrece el servicio o producto a los posibles compradores que pujan por él, haciendo que el precio vaya en aumento. Consigue el servicio o producto el comprador que haya ofrecido el mayor precio, siendo esta una condición favorable para el vendedor.

Este sistema de negocio se utiliza en su mayoría en la venta de productos que son escasos o únicos, como objetos para coleccionistas y obras de arte. Aunque en los últimos años este sistema de negocio se ha extendido a muchos más productos. Negocios digitales como eBay son un ejemplo de esta subasta.

Compradores colaborando en la compra grupal

En este sistema los compradores que están interesados en un mismo producto se coordinan para llevar a cabo una compra a gran escala, y con ello obtienen grandes descuentos siendo el precio más bajo que si lo adquirieran de forma individual.

Las ventajas que este sistema ofrece a los compradores son como se ha dicho antes el precio que pagan por el servicio o producto es menor. Y las ventajas que tienen los vendedores son que  el volumen de negocio es mayor y que los compradores que esperaban a realizar la compra en un futuro adelantan la compra para beneficiarse del descuento.

Los compradores elegirán a aquel vendedor que ofrezca el mejor precio y oferta. Existen empresas que se sirven de redes sociales que ofrecen productos a través de este sistema.

Un ejemplo de este sistema es la compañía Groupon a través de la cual los posibles compradores se registran en sus páginas para recibir ofertas, y cuando un gran número de personas se inscribe en una oferta se cierra el trato, y la compañía envía el cupón de descuento a cada comprador a través de email. Esta compañía cosecho su éxito en el año 2010, Google quiso comprarla pero Groupon rechazó la oferta. El éxito de Groupon reside en las ventajas que existen tanto para vendedor como para comprador.

Trueque

Es un sistema de negocio en el que se intercambian bienes sin la existencia de dinero. Se es simultáneamente vendedor y comprador. Los productos que más se dan en el trueque son los libros, música, películas y videojuegos. Generalmente no se suele cobrar por la mediación, se nutren de la publicidad para conseguir beneficios. Los jóvenes son el grupo de usuarios que más utiliza el trueque, aunque este sea un sistema antiguo.

La compañía Swap.com se dedica al intercambio de productos entre usuarios. Esta compañía pone en su wep los productos que los usuarios quieren intercambiar y hace una lista de los productos que puede recibir el usuario a cambio de los suyos, cuando este elige alguno de los productos ofrecidos es cuando se realiza el intercambio y entonces Swap.com se encargara de distribuir el producto. En este sistema el usuario tiene que hacerse cargo de los gastos de envió.

El cliente es el que pone el precio y regatea

En este sistema es el comprador el que decide cuanto quiere pagar por el servicio o producto y el vendedor decidirá si ofrece alguno de esos servicios o productos al precio marcado. La ventaja es que los vendedores pueden deshacerse de los excedentes a precios asequibles. Aquí también podrán los vendedores y compradores negociar los precios.

La operadora online Priceline.com ofrecía billetes de avión cuyo precio era fijado por el comprador y las compañías hoteleras a través de negociación o regateo. Lo hacían a través de un pequeño cuestionario que era rellenado por el cliente, donde se incluía la ruta, fecha y preferencia de horario de los vuelos fijando el precio que creía que debía pagar. Vía email el cliente recibía la contestación de si se aceptaba o se rechazaba su oferta, si la oferta era rechaza el cliente podía realizar otra oferta nueva.

Precio 0

Es un sistema en el que se oferta un servicio gratuitamente, de manera que se alcanza un número de clientes considerable, obteniendo beneficio a través de otras fuentes como la publicidad. Los clientes en este sistema no son los usuarios que utilizan los servicios de forma gratuita, sino los anunciantes publicitarios que pagan por anunciarse en esas páginas. Otra forma es la de ofrecer un servicio limitado de forma gratuita y cobrar más adelante por las versiones mejoradas del producto.

El periódico digital elmundo.es es de carácter gratuito y uno de los más leídos de lengua castellana en el mundo. Para poder leer algunas de sus secciones es necesario suscribirse con un coste de unos 15 euros al mes. El éxito de este periódico es que al ofrecer secciones de información de manera gratuita la afluencia de usuarios es muy alta, generado ingresos tanto por la información a la cual que hay que suscribirse con un coste, como por la publicidad que ofrece.

Precio por debajo del coste

Es un sistema en el que las empresas venden sus productos o servicios a coste de producción o por debajo de él, y así atraer a un número de clientes mayor. Los ingresos por publicidad compensan la perdida por vender por debajo del coste.

El portal de compra online Buy.com creado a finales de los años 90 se dedica a la venta de productos a un precio muy bajo, en muchas ocasiones por debajo del coste. Pero las pérdidas que ocasionan vender los productos de esta forma, son compensadas a través de los grandes beneficios que supone la publicidad, debido al gran número de visitas que se reciben en sus páginas.

Una nueva forma de comprar: compra social

En este sistema se combinan las compras online con las redes sociales.  Se tienen en cuenta por parte de las webs los aspectos se son claves de las redes sociales orientándolas hacia las compras.

Se debe de coordinar el consumo de productos y servicios a través de las redes sociales,  a través de recomendaciones de amigos y de compras en grupo. Existen distintas formas de realizar compras sociales, pero el factor común en todas ellas es el gran número de público objetivo que ofrece una gran difusión por las recomendaciones que hacen los amigos de las compras a través de las redes sociales.

Por ejemplo, Facebook ofrece oportunidades de compra que varía según la integración que los comerciantes tengan con esta red social. Ya que los comerciantes pueden buscar la promoción de sus productos o la compra directa de los mismos.

Subastas electrónicas

Las subastas electrónicas se basan en trasladar el sistema de compraventa de servicios y bienes a internet por medio de un tradicional sistema de subasta. eBay es un gran ejemplo del existo que tiene este sistema.

Su funcionamiento es muy sencillo, ya que proporciona a las empresas y consumidores  un medio para que puedan subastar cualquier producto, a cambio de un determinado precio.

La ventaja más importante de la subasta electrónica es que la puja es organizada y no es necesario para ello ningún espacio físico. Se pueden realizar subastas electrónicas las 24 horas del día y se realiza de forma totalmente anónima, sin compromiso alguno.

Las características más importantes de este sistema son:

  • Las limitaciones geográficas son inexistentes, ya que se pueden llevar a cabo desde cualquier parte, con la sola conexión a internet.
  • Los pujadores son un número alto, por los precios bajos y por la gran cantidad de productos que se ofrecen.
  • El precio se maximiza al existir una gran cantidad de consumidores que están dispuestos a pagar por el servicio o producto. El precio aumenta con cada puja.
  • No hay limitación en el tiempo, ya que están disponibles las 24 horas del día y los 7 días de la semana, hasta que se agota el plazo máximo que fija el vendedor.

Existen dos clases de subasta:

  • Subasta inversa: el producto subastado se adquiere por la puja con menor precio, cuando se alcanza el plazo máximo establecido. La finalidad de esta subasta es que los consumidores encuentren el contrato más barato ofrecido por el vendedor. Los proveedores lo que hacen es establecer ofertas para que su precio sea más competitivo en la puja. El proveedor que haya realizado en el tiempo máximo establecido la oferta más baja es el que se adjudica el contrato.
  • Subasta directa: el consumidor que realiza la puja más alta acabado el plazo máximo establecido es el que adquiere el producto.

Escribir un comentario

Todos los comentarios son revisados antes de ser publicados. No publicaremos los comentarios spam ni con contenidos ofensivos, falsos o con datos personales. Al enviar un comentario, usted acepta nuestra Cláusula de protección de datos y políticas de privacidad

Código de seguridad
Refescar

Aviso legal - Política de cookies y configuración. Encontrará la información sobre Protección de datos en los diferentes formularios de la página donde se puedan solicitar datos personales