91 197 67 48    hola@redautonomos.es

banner segunda oportunidad

Formación Bonificada para trabajadores en la era post Covid

Formacion bonificada

La formación bonificada es una de las herramientas que pueden utilizar los emprendedores para cualificar a sus trabajadores a coste cero. Incluso se prevé la posibilidad de que los autónomos puedan acceder, en breve, a este sistema formativo.

Se trata de una formación que permite que los trabajadores actualicen los conocimientos y capacidades relacionados con su  puesto de trabajo.

Para ello, el empresario o autónomo contrata los cursos que más le interesan para cada trabajador.  Una vez que el empleado finalice esta formación, el empleador recupera el coste de la inversión realizada mediante el descuento en los seguros sociales.

La pandemia, un reto para la formación

La formación bonificada vía Seguridad Social se ha enfrentado a uno de los periodos más difíciles de su historia, debido a la crisis de la COVID 19.

Muchos empresarios han sido más conscientes que nunca de la importancia de tener empleados bien capacitados y con conocimientos actualizados, y han recurrido a la formación bonificada, ahora en su versión online. Así por ejemplo, si un empresario quiere hacer un curso excel avanzado para empresas destinado a sus empleados, gracias a la teleformación puede hacerlo.

La variedad de herramientas de enseñanza, la creación de un entorno interactivo y de apoyo, y la aplicación de normas innovadoras, han permitido que los trabajadores se hayan podido cualificar correctamente para mejorar su rendimiento en este periodo excepcional.

Una formación más personalizada

La tecnología tiene el potencial de reforzar y mejorar nuestro sistema e-learning actual si estamos dispuestos a adoptarla de forma decidida.  El aprendizaje digital y semipresencial tiene el potencial de proporcionar al trabajador una experiencia educativa que recordará durante toda su vida laboral.

Por primera vez, se ha permitido a los trabajadores aprender y trabajar desde casa y gestionar su aprendizaje de forma independiente. Esto les permite dedicarse a las áreas del curso que más les interesan y ayuda a inculcar el amor por el aprendizaje, que es vital para el éxito a largo plazo.

Para muchos trabajadores o autónomos, la educación en línea puede suponer un descanso del estrés laboral y permitirles centrarse en sus propias necesidades y aprender al ritmo que les convenga. Esto crea una experiencia educativa más personalizada y más reseñable para los trabajadores. 

Es importante que esta formación de carácter profesional cuente con la figura del tutor cualificado y asertivo. Es decir, los estudiantes deben recibir apoyo personalizado para así tener más probabilidades de alcanzar éxito.

Hacia una nueva manera de formar a los trabajadores

El mundo se ha enfrentado este año a retos nuevos y sin precedentes que han exigido cambios a muchos niveles. Lo mejor que podemos hacer ahora es aprovechar las habilidades que hemos descubierto y modernizar nuestras técnicas de enseñanza, combinando las ventajas del aprendizaje digital y mixto

No importa lo que depare el futuro, ni los cambios que sufra el sistema empresarial, siempre habrá trabajadores que quieran aprender. Sugiero que abracemos la tecnología y veamos la pandemia como una oportunidad para modernizar la formación empresarial.

Es justo decir que 2020 fue difícil para todo el mundo, con innumerables retos que afrontar y obstáculos que superar, pero también pudimos sacar lo mejor de nosotros mismos y hallar soluciones rápidas y eficaces ante nuevos problemas.

Con la pandemia, muchos autónomos han vivido su primera experiencia de trabajo en un modelo digital. Otros, que ya tenían experiencia y formación en la materia, han afrontado el cambio de forma mucho más sencilla. Esto nos ha dejado claro que la formación se hace imprescindible para que la adaptación al mundo digital se haga con total garantía y éxito.