Las autónomas se enfrentan con un problema añadido a su condición de emprendedoras y trabajadoras: el de ser mujer. Desde este espacio reclamamos la igualdad de condiciones con los hombres y con l@s trabajador@s por cuenta ajena.