Emprender en el medio rural

Desde la revolución industrial, el medio rural ha estado en desventaja respecto de las zonas urbanas, y se le ha ido aislando de las concentraciones demográficas y de los flujos económicos. Con la entrada de España en la Unión Europea, se intentó mejorar la situación, dotando de fondos e incentivos el medio rural; al calor de los cuales se crearon multitud de negocios, gran parte vinculados al turismo rural.

El Sistema de Seguridad Social, da un paso más hacia la simplificación de los Regímenes que lo conforman, integrando como Sistema Especial del Régimen General, al Régimen Especial de trabajadores por cuenta ajena Agrarios (REA).

En este nuevo sistema especial quedaran integrados los trabajadores cuenta ajena que el 1 de enero 2012 figuren incluidos en el Régimen Especial Agrario, así como los empresarios para los que presenten servicios. También quedarán integrados los trabajadores cuenta ajena que realicen labores agrarias, (agrícolas, forestales o pecuarias) o que sean complementarias o auxiliares a estas, en explotaciones agrarias, así como los empresarios a los que presten sus servicios.

 

El régimen especial de la agricultura, ganadería y pesca se aplica a los titulares de explotaciones agrícolas, ganaderas, forestales o pesqueras que no hayan renunciado ni estén excluidos del mismo. La renuncia se realizará:

  • Explícitamente, a través de la presentación del modelo 036 de declaración censal de comienzo, o durante el mes de diciembre anterior al inicio del año natural en que deba surtir efecto.
  • Implícitamente, cuando la declaración-liquidación del primer trimestre del año natural o, en caso de inicio, la primera declaración-liquidación tras el comienzo, se presente en plazo, aplicando el régimen general en el modelo 300.

Uso de gas en los cultivos

El gas propano, gracias a su flexibilidad y su alto poder calorífico, posibilita controlar rápidamente su temperatura sin desperdicios de combustible. Su utilización no produce cenizas, ni humos, ni emisiones de compuestos de azufre, por lo que es una energía altamente ecológica. Su precio de coste y el mantenimiento de las infraestructuras de combustión (al no generar vapores contaminantes ni residuos tóxicos tienen mayor durabilidad) hacen de esta energía una opción muy rentable para la agricultura.

Agricultura ecológica

La agricultura ecológica, orgánica o biológica es una forma de producción agrícola sostenible que excluye el uso de productos de síntesis química (fertilizantes, plaguicidas…) y de semillas transgénicas, y que utiliza: prácticas de labranza y conservación de suelos y agua; rotación de cultivos; incorporación de materia orgánica (rastrojos y estiércoles), cultivos de cobertura y abonos verdes; control biológico de plagas; utilización de recursos propios de la finca mediante el reciclado de nutrientes; y diversificación de la producción.